• Inglés
  • Español
  • Inglés
  • Español

Anteriormente te hemos comentado por qué deberías aprender a hacer kitesurf, y esta vez queremos compartir lo que han dicho nuestros estudiantes tras tomar sus clases con nosotros. Tal vez sus opiniones respondan a las inquietudes que pudieras tener y que te estén haciendo dudar
de practicar este apasionante deporte.

1- “Los instructores realmente aman este deporte y te contagian su entusiasmo”. Con respecto a esto, sólo tenemos que decir que nos encanta lo que hacemos y nuestro deseo es que cada vez más personas vivan la experiencia que es el kitesurf.

2- “Los instructores son tan pacientes, con tan buenas vibras, y se toman el tiempo para explicar
muy bien todo.” Y la verdad sí, queremos que trasmitirte toda la confianza posible desde el momento en que nos contactas.

3- “Excelente spot para aprender en familia o en grupo”. Nos aseguramos de que tengas todo el
espacio en la playa para que te concentres en lo que estás haciendo, en lugar de distraerte por la
muchedumbre, la música alta, o algunos factores externos. Además, las condiciones de aguas poco
profundas y sin olas de nuestro sitio de entrenamiento es ideal para participantes de todas las
edades y estaturas.

4- “Te hacen parte de la comunidad de kitesurfistas”. No nos cansamos de decirlo, el kitesurf es un estilo de vida para nosotros. La comunidad kitera es como familia.

5- “A diferencia de otras escuelas, los instructores te guían poco a poco y siempre están
sonrientes y dispuestos a ayudarte”. Nosotros también hemos sido principiantes. Al igual que tú,
también tuvimos nuestra primera lección de kitesurf, así que sabemos cómo se siente, que sólo es
cuestión de paciencia y mucha, mucha práctica, práctica, y más práctica. ¿Ya te dijimos práctica?

6- “El agua del spot es muy cálida, así que puedes quedarte varias horas”. Esto es muy
importante, pues no tendrás distracciones por temperaturas frías y podrás aprovechar tu sesión
completa.

7- “Los instructores tienen experiencia y están certificados”. Este es un deporte divertido, pero
nos lo tomamos bien en serio. Queremos que tengas las condiciones más seguras, y eso comienza
con instructores que saben lo que están haciendo, y que hablan inglés y español fluidamente, así
que se comunican efectivamente.

8- “Te dicen exactamente qué hacer y te dan el kite y la tabla durante las lecciones”. Para ser
sinceros, todas las actividades tienen su lado teórico, pero es con la práctica que aprendes a hacer
cosas. No aprenderías a hacer un pastel si no tienes los ingredientes, ¿cierto?
9- “No hay rocas ni obstáculos a sortear en el lugar”. De nuevo, la concentración y la confianza
son claves cuando se está aprendiendo. Lo único que tendrás en nuestro spot es un fondo suave
de arena.

10- “Te subes a la tabla gradualmente”. Algo a tomar en cuenta, es que no aceleramos los pasos
del estudiante. Por supuesto, te daremos el equipo para que lo vayas maniobrando, pero todo a su
tiempo y hasta ver que te vas sintiendo seguro y en control del equipo.

Esperamos que esta información desde el punto de vista de nuestros estudiantes te haya ayudado
a aclarar algunas de tus dudas y, más importante aún, te haya motivado a tomar la decisión de
tomar clases de kitesurf… ¡con nosotros, por supuesto!